log in
Super User

Super User

La Asociación de Municipios Ribereños se reúne con Jesús Alique, comisionado para el Reto Demográfico de la Junta, para avanzar en su lucha contra la despoblación en la comarca alcarreña

Francisco Pérez Torrecilla, alcalde de Sacedón, ejerció de anfitrión en la reunión que presidió María de los Ángeles Sierra, presidenta de la Asociación, a la que acudieron también el delegado de la Junta en Guadalajara, Eusebio Robles y algunos de los alcaldes de los 22 municipios. Se anunciaron las líneas maestras del Gobierno, de la Junta y de la Unión Europea y los Ribereños expusieron sus necesidades: inversión, transporte y telecomunicaciones
La Asociación de Municipios Ribereños de los Embalses de Entrepeñas y Buendía solicitó una reunión con la Comisión del Reto Demográfico para informarse de los planes de la Junta en cuanto a la lucha contra la despoblación y confirmar la inclusión de La Alcarria junto a otras comarcas de la provincia.

El comisionado expuso las líneas maestras que seguirá Castilla-La Mancha durante los próximos años, con importantes beneficios fiscales para las empresas y vecinos que se encuentren radicadas o se instalen en la comarca alcarreña. Unas medidas que darán forma a una Ley de desarrollo contra la Despoblación, que se encuentra en desarrollo y en proceso de participación pública.

Borja Castro, vicepresidente de los Ribereños y alcalde de Alcocer, expuso uno de los grandes problemas a los que se enfrentan los pueblos pequeños: el transporte público. Una cuestión que supone un hándicap importante para muchos de sus vecinos y cuya mejora podría atraer mucha población a comarcas despobladas. No solo con la capital de la provincia, sino entre los propios municipios para poder trabajar una estrategia conjunta a nivel de infraestructuras.

Entre las conclusiones sacadas, unos y otros aseveraron que la clave para el desarrollo rural es la estrategia a nivel comarcal. “La lucha contra la despoblación no es una cuestión de municipios", en palabras del propio comisionado. Para ello, una asociación como AMREEB es clave por las sinergias que tiene creadas y que debe fortalecer.

 

Tres jóvenes murcianos del siglo XXII secuestran a la representante de una conocida marca de lejías para viajar en el tiempo y conocer el Mar Menor “en todo su esplendor”

“Hemos de reconocer que nos hemos estremecido un poco, cuando leímos en la hemeroteca a los políticos decir que en 2020 el Mar Menor estaba mejor que nunca, nos esperábamos otra cosica”, manifestaron los pobres chavales al encontrarse el panorama. “Por lo menos queremos aprovechar el viaje para advertiros, la ley de Protección es una…”. Mientras, preguntados por el Tajo, los murcianicos se encogieron de hombros y manifestaron no saber de qué se hablaba, “¿eso qué es?”.

Según relatan, estaban como todos los jóvenes de su época viendo “Las emocionantes aventuras de Plomín y Jabonete”, dos personajes del imaginario murciano que fueron adquiridos por cierta compañía de animación norteamericana a mediados del siglo XXI, cuando se les ocurrió la brillante idea.

“Mi vecina Fuensanta trabaja para una multinacional de productos de limpieza y sabíamos que ocasionalmente viajaba al siglo XXI, así que decidimos secuestrarla”, explica Francisco, el carismático líder del grupo, que junto a sus compañeros Santiago y José Antonia trazaron un plan para visitar aquel Mar Menor de ensueño que conocieron a través de los libros.

“A ver, un poco me dejé secuestrar”, explica Fuensanta. “Me daba penica, porque hoy lo que para vosotros es una albufera para nosotros es una gigantesca plantación de lechugas salvajes”. Preguntada por ese concepto, la viajera del tiempo aclara: “pues verás, es que en realidad la gente ya se alimentaba de otras cosas, pero nosotros seguimos subvencionando la agricultura intensiva por miedo al sector y a fuerza de nitratos, pues la cosa es que terminaron adquiriendo conciencia propia y… bueno, no te puedo contar más, que te hago spoiler, pero vamos, que además se equivocaron de fecha, porque jolín cómo lo tenéis”.

“Nosotros leímos en los periódicos de abril de 2020 que el Mar Menor estaba mejor que nunca y no nos paramos a pensar que un señor tan importante como para tener una estatua en mi colegio tocando la flauta pudiera mentir en su época”, lamenta Francisco. “Una cosa os digo, aprovechando, pensad en nosotros y no dejéis morir el Mar Menor”. Preguntados por el Tajo, los jóvenes se extrañan y afirman no saber de qué se les habla hasta que Fuensanta les explica.

“El Tajo es como llamaban en esta época al afluente ese chiquito del Segura, antes de que se secara”, explica la buena mujer, que además lamenta no haber podido traer con ella a ningún jovencito ribereño. “Si es que no quedan, se vació casi toda Castilla y ya no vive nadie allí; lo llamamos El Páramo, los alrededores de Neomadrid, donde nadie se atreve a vivir. No hay agua, solo quedan salteadores y piratas”.
Y si esto fue así o no fue así, métase en la calabaza y que salga luego en la plaza.

  • Published in Noticias

La Asociación de Municipios Ribereños lamenta la radicalización de la Región de Murcia con la victoria de VOX, un partido abiertamente trasvasista, a pesar del colapso del Mar Menor

Lo achacan a la desinformación y a la falta de interés político, dejando el asunto fuera de agenda para distraer la atención con problemas “artificiales” creados por los propios políticos. “La crisis medioambiental del Mar Menor y el Tajo y la sequía a la que nos enfrentamos si no cambiamos de modelo es un problema real, que no se soluciona con diálogo porque el interlocutor es la naturaleza; o se empiezan a tomar a medidas ya o no habrá bandera suficientemente grande para tapar el hedor”, advierten desde Entrepeñas y Buendía.

“¿Cómo es posible que en Murcia y Guadalajara, una comunidad y una provincia castigadas por las consecuencias del Trasvase, se postule como primera y segunda fuerza política respectivamente un partido abiertamente trasvasista”, se pregunta la presidenta de la Asociación, Maria de los Ángeles Sierra. “Solo se explica sacando la cuestión de la agenda y minimizando la importancia de un problema que, sin embargo, no va a desaparecer”.

Desde los municipios ribereños lamentan el descomunal daño que se ha hecho desinformando al respecto de la mal entendida guerra del agua, con intereses partidistas. “Cuando constantemente se alude a trasvases imposibles desde otras cuencas, megalómanos proyectos desestimados por Europa, o se centra el debate en el dinero que se paga por uso de la infraestructura que no por el agua; se olvida que el verdadero enemigo no es el partido rival o la comunidad vecina, sino la sobreexplotación de recursos por parte de empresas cuyos beneficios son privados mientras que las consecuencias de sus tropelías las pagamos todos”.

“Despachar el problema con un inviable trasvase del Ebro es no querer ver la realidad, querer adelgazar comiendo croquetas, sin el esfuerzo que necesariamente pasa por una reversión de las miles y miles de hectáreas reconvertidas a regadío y un aprovechamiento de las plantas desaladoras; pero eso supone enfrentarse a un sindicato que vive del agua y a una agroindustria con mucho dinero para comprar voluntades”, denuncia la presidenta. “¿Cuánto miles de millones de euros pretenden que nos gastemos para premiar a la industria que ha destrozado el Tajo y el Mar Menor?”.

Por eso, desde la Asociación instan a los partidos políticos a llegar a un acuerdo de Gobierno cuanto antes, urgentemente, para ponerse manos a la obra y dejarse de excusas. “No podemos seguir aprobando trasvase tras trasvase amparándonos en la inestabilidad política, porque es una actitud irresponsable con los españoles, que no tenemos la culpa; no hay soluciones mágicas que pasen por invertir millones y millones en sostener lo que es insostenible”.

  • Published in Noticias

Los Ribereños reclaman coherencia a la Junta ante la intención de solicitar un trasvase para las Tablas de Daimiel

Reclaman que se ponga orden en la sobreexplotación de regadíos en torno al Acuífero 23, de la misma forma que se solicita que se haga en la Región de Murcia. Lamentan la situación del humedal, pero defienden la misma postura que ante los regantes murcianos, “porque esta no es una guerra contra la Región de Murcia sino contra un modelo insostenible de agricultura que consume recursos públicos y atenta contra ecosistemas para beneficio privado”.

La Asociación de Municipios Ribereños de los Embalses de Entrepeñas y Buendía, que engloba a municipios de las provincias de Guadalajara y Cuenca, se muestra firme y reclama coherencia. “El nivel 3 al que nos han forzado a llegar es para todo el mundo, es una situación de emergencia que por cotidiana, no deja de ser grave”, aducen. “Si no gestionasen miseria y no nos hubieran esquilmado los embalses, otro gallo cantaría”.

Con los embalses en caída libre, piden lo mismo que solicitan ante los regantes del Segura: medidas reales contra la sobreexplotación agrícola. Son conscientes de la dificultad de enfrentarse a la realidad, máxime cuando entran en juego las grandes corporaciones de la agroindustria, pero consideran que es una “vergüenza seguir alimentando una industria privada insostenible, capaz de secar ríos y envenenar albuferas; de beberse ellos solitos un acuífero de mas de 5.500 kilómetros cuadrados de superficie. ¿Cuántas joyas de nuestro patrimonio natural, como el Tajo, el Mar Menor o las Tablas de Daimiel tendremos que sacrificar para poder decir basta ya?”, se pregunta la presidenta, María de los Ángeles Sierra.

Desde la Asociación matizan que no es una guerra contra la agricultura, sino contra la sobreexplotación de recursos, y reclaman un debate nacional sobre el agua, que ponga de manifiesto los miles de millones que les cuesta a los españoles la agroindustria y la codicia de unos pocos. “Siempre se presume del mucho dinero que genera, pero nadie se atreve a preguntar cuánto nos cuesta, suponiendo que se pudiera poner precio material a un río”.

  • Published in Noticias
Subscribe to this RSS feed