log in

Noticias

Los Ribereños vuelven a escribir a la ministra Teresa Ribera para que cese el Trasvase inmediatamente en defensa de la España Vaciada

Rate this item
(0 votes)

Tras el silencio recogido en la misiva que enviaron el pasado mes de abril, la presidenta de los ribereños, María de los Ángeles Sierra, ha enviado una nueva carta a la ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico reclamando el cese inmediato de los envíos de agua. El Trasvase está desatado y el canal ya es el río más caudaloso de Castilla.

La Asociación de Municipios Ribereños de los Embalses de Entrepeñas y Buendía no cesa en su empeño de reclamar lo que considera justo y defender los intereses no sólo de su comarca, sino de todos los españoles. La presidenta, María de los Ángeles Sierra, ha vuelto a escribir a escribir a la ministra Ribera para reclamar el cierre del Trasvase, en representación de los veintidós municipios que conforman la asociación.

“Es decisión suya que se estén vaciando nuestros embalses de una manera temeraria e injustificable durante toda la primavera y el inicio de este verano, privándonos de las posibilidades de desarrollar nuestra menguada economía”, señala Sierra, que no duda en apelar al apellido del ministerio sobre el reto demográfico para defender la España Vaciada, explicando que en los últimos años han perdido el veinte por ciento de la población.

La también alcaldesa de Cañaveruelas defiende que “no hay necesidad de trasvasar ni para abastecimiento humano ni para regadíos”. Y es que, según informa la propia página web de la Confederación Hidrográfica del Segura, el pasado 1 de julio había 209,875 hm3 del Tajo almacenados en los embalses del Segura.

Durante el mes de junio se ha desaguado hacia el trasvase, procedentes de Entrepeñas y Buendía, un caudal de cerca de 27 m3/s. Una cifra “tan elevada que podría surtir a la vez a dos abastecimientos a la Comunidad de Madrid, y hace que el canal del trasvase sea el ‘río’ con más caudal de ambas Castillas”. La sangría es de escándalo, “en un mes se han ido por el trasvase más de 70 hectómetros cúbicos para ser guardados en la cuenca del Segura, suficientes como para abastecer durante cerca de 10 años a ciudades como Cuenca, Toledo o Guadalajara”; todo para alimentar una agroindustria abusiva y devastadora que ha terminado por colapsar incluso el Mar Menor.

La presidenta advierte que “en la última semana la cota de llenado de Entrepeñas ha descendido un metro y diez centímetros, más de 23 hectómetros cúbicos, que disminuye la superficie de lámina de agua en cerca del 7 % del total del embalse. A este ritmo, al final del verano estaremos prácticamente vaciados, con el agua del Tajo en la cuenca del Segura sin utilizar” y no tiembla en señalar que “la fuerza de la ley contra nosotros, los débiles; los beneficios para el fuerte, y la tranquilidad política para usted y su Gobierno”.

Una injusticia de la que está harta y considera que es diametralmente opuesta al espíritu de un ministerio de Reto Demográfico. “A la España vaciada no se nos puede vaciar más, no se nos puede saquear escondiéndose tras un aparataje legal y jurídico tan anacrónico y obsoleto, que hasta su propia Dirección General del Agua ha encargado un trabajo al Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEDEX), para que lo revise con urgencia”.

Por eso es clara y pide a la ministra “el cierre inmediato del trasvase Tajo-Segura” y la invita a visitar su pueblo y la comarca para que conozca de primera mano sus posibilidades y lo injusto de la condena que impone sobre ellos.